Inicio Opinión “Los valientes no asesinan”

“Los valientes no asesinan”

897
0
COMPARTIR

¿Cómo le pedimos al hombre que confíe en causalidades desastrosas?

Escucho que amenazan a mis hermanos. Todos sabemos que las autoridades quieren extorsionar con el temor y buscan, más que nada, constipar los eventos y noticias para desinformar a la población en general.

Estoy seguro que desconocen la historia. Y… sr. Maduro, usted peca de autocomplacencia. Si tuviera un poco de la vergüenza y el valor Bolivariano del que tanto pregona y se ufana, conocería los hechos… el legado de nuestro continente. No repetiría experimentos sociales que solo desembocaron en dictaduras.

Debe tener en su memoria la gesta heroica, no de pocos caudillos, sino de muchos grandes pensadores también.

Tenemos a Guillermo Prieto exponiendo su cuerpo a las balas para defender con sus carnes la vida del presidente Benito Juárez el 13 de marzo de 1858

 “¡Levanten esas armas!, ¡levanten esas armas!, ¡los valientes no asesinan…!”

Es un grito que precisa ser lanzado nuevamente:

¡Los valientes no asesinan!

Entonces… ¿Dónde está la verdad?

Porque aún escuchamos a personas que defienden la manera de proceder de todas las derechas… Habidas y por haber. Al escucharles hablar es posible que terminemos de dos maneras: con un dolor de cabeza descomunal o con nauseas dignas de una guarapeda de tres días.

¡Si estamos viendo a nuestros hermanos abatidos por perdigones y disparos a quemarropa!

¿O qué?… ¿están fingiendo desangrarse en la calle?

¿Eran personas pagadas para morir, con el fin de desanimar al pueblo?

Murieron defendiendo una libertad que se les está negando. No a ellos exclusivamente. Murieron por esta y las generaciones venideras.

Estoy seguro que no esperaban monumentos ni caravanas. Simplemente anhelaban libertad.

Si se nos ocurre escuchar los discursos del sr. Maduro encontramos una demagogia petulante que busca acariciar los oídos del pueblo con falacias y desvaríos monumentales.

Por mucho que sea importante Venezuela (y lo es) no alcanzaría estar enemistada con dios y con el mundo. Ya que el sr. presidente pregona, en cada discurso que lanza, que está siendo saboteado por el resto del mundo. Que él es un héroe… un David en contra de Goliat.

Su ego le está oxidando las ideas.

El proceder actual del pueblo venezolano, está inspirando a más de una nación y está causando comezón en “donde no pega el sol” a más de un politicucho. No se diga a las grandes naciones, que siguen esperando a que el país se destroce a sí mismo para intervenir y obtener su tajada.

Mucho se ha dicho… pero vale más lo que se ha hecho.

La juventud pone la fuerza y el resto de la población la experiencia. Malo es cuando los primeros creen tener todos los pelos de la burra en la mano cuando en verdad no conocen todas las causas ni cómo suprimirlas…

Esta situación se gestó por una variación en el costo del barril de petróleo y naciones como las nuestras son un títere en manos de un demente.

Es tiempo de adecuar nuestras vidas a la situación imperante. Debemos entender los motivos y razones de quienes quieren que sigamos sometidos a sistemas inoperantes.

Es triste… pero las balas no dejan de sonar.

 

Jorge de Córdoba

San Juan del Rio, Qro.

Querétaro de las Chirimoyas

México

Comentarios

comentarios