Inicio Política Una oda a la mentira, lo nuevo de Fernando Araújo Vélez

Una oda a la mentira, lo nuevo de Fernando Araújo Vélez

1055
0
COMPARTIR

Y por favor, miénteme

“Miénteme, que las mentiras a veces son un bálsamo, y a estas alturas, yo las prefiero a esta eterna culpa que me corroe. Miénteme, por favor, y dime que ya olvidaste, que ya no sabes quién llamó al sanatorio aquella noche de lluvia y que tampoco entiendes de dónde salieron las cicatrices que rodean tu muñeca” Y por favor, miénteme. Fernando Araujo Vélez.

Las letras pueden ser una defensa para escudarnos en algo sublime, que nos salve del exceso de mortalidad. A veces, algo que nos encara frente a lo que, en abstracto, creemos temer, pero que en realidad amamos: la mentira. Acercarse a la narrativa de El Caminante durante años ha sido un bello ritual. Y por favor, miénteme, no podría ser la excepción. Es entrar en otro estadio, es quebrar la coraza de lo aparentemente inviable para ser cómplice de cada personaje, para habitar sus dolores, sus anhelos, y para creer ingenuamente que, visitando sus quebrantos les damos un poco de paz con nuestra ojeada. Quizás desde una habitación gris, yo soy una Helena, incomprendida, que escribe con tinta azul en el aire. Una Helena que se desnuda, se convierte y se transfigura ante el texto.

Quizás me aferro a la obra de Araújo con la misma devoción, desesperación y éxtasis que con la prosa de Pizarnik, y aunque él no se esfuerce por ser comprendido y evada las obviedades, quizás, sólo quizás, si yo fuera ella, le susurraría una de las frases que consigna su diario, escrita en el 62 diez años antes de su muerte: “Es como si la perfecta precisión de tu lenguaje revelara en cada palabra un caos que se vuelve más evidente en la medida en que te esfuerzas por ser comprendida”. La mentira, ese sofisticado camino que alimenta nuestro propio caos y que se rehúsa a capa y espada ante las certezas. Esta novela nos permite desconectarnos del juicio y de aquello que siempre se supone debe ser. Sentada, junto al último sorbo de café, además de leerle, “sigo inmersa en mis pensamientos, que más que pensamientos ya son delirios”.

 

 

Lanzamiento en Bogotá:

Presenta: Roberto Burgos Cantor

Fecha: Miércoles 12 de octubre

Lugar: Galería Fábula | Cll 118 N° 14a-15 | tel: 214 6362

Hora: 7:00 p.m.

 

Comentarios

comentarios

COMPARTIR
Artículo anteriorSexo de libro
Artículo siguienteSumando Ausencias