Inicio Actualidad Lo que callamos los creadores: La “re”mezcla de contenidos

Lo que callamos los creadores: La “re”mezcla de contenidos

3717
0
COMPARTIR
https://upload.wikimedia.org/wikipedia/commons/b/b4/GlamCamp_NY_Kippelboy_nina_Paley_%282%29.JPG
https://upload.wikimedia.org/wikipedia/commons/b/b4/GlamCamp_NY_Kippelboy_nina_Paley_%282%29.JPG

Atrás ha quedado el usuario pasivo, los contenidos ya no son tema de grupos académicos especializados, todos somos consumidores y productores de conocimiento, de nuevos contenidos de aprendizaje y cultura, que gracias al internet y las redes sociales llegan a todos los rincones conectados del universo.

 

Estamos ante una nueva ‘propiedad’, el espacio navegable nos inunda de bienes, no públicos o estatales, ‘bienes de todos y de nadie’.  ‘Bienes’  que están siendo transformados y como en una sinfonía o en una canción, están llenos de ritmo, al son del “re”… de la “re”mezcla. Para remezclar, repensamos, reparamos, re interpretamos y puedo llenar páginas completas de los “re” que entran al baile, para ser leídos, tal vez cantados, pintados y hasta a lo mejor jugados.

On open educational resources -- Beyond definitions

Los colombianos, acostumbrados a llegar tarde a todo, en este caso me refiero a acercarnos a procesos de innovación, pareciera que vamos a paso lento, temeroso y a veces a pesar del conocimiento que tenemos, llegamos intuyendo o simplemente sin darle un nombre a lo que hacemos, nos distraemos en minucias y mientras tanto en otras latitudes se le da nombre a lo que hacemos, porque aquí seguimos en una “Patria Boba” en la que en el afán de la búsqueda del crédito no sabemos para donde tomar camino, hacemos una y mil locuras para no ser copiados o por buscar de donde copiarnos, todavía no hemos aprendido del trabajo colaborativo, el ego puede más que el dar acceso libre al conocimiento.

RIP the remix manifesto
RIP the remix manifesto

Al buscar sobre la “re”mezcla me he encontrado con una cantidad gigante de información, en Colombia poco hablamos del término y siendo sincera solo fue esta semana en una charla, de Mauricio Vásquez (MediaLab EAFIT) que interiorice el término y dije “pero eso ya lo estamos haciendo aquí”,  realmente no es un proceso en que se esté realizando un descubrimiento continuo del agua tibia, pero si es un proceso en el que a partir de la experimentación se están generando nuevas formas de llegar al conocimiento.

 

Como historiadora creo que no es algo nuevo, somos hijos de la remezcla cultural entre tradiciones de diferentes poblaciones indígenas y de inmigrantes o conquistadores de otras regiones del mundo, pero como humanista de la era digital me tropiezo con la remezcla, me enredo,  me cuestiono y la asumo. La quiero asumir como una nueva forma de producir obras originales a partir de la mezcla de técnicas y herramientas digitales, ejemplo de ello los libros digitales y aplicaciones que se están produciendo en diferentes bibliotecas públicas del país o en editoriales independientes que le apuestan a la generación de nuevos contenidos a partir de otros contenidos que solo pueden ser comunicados a esta generación a través de nuevas herramientas.

 

Humanidades digitales: el reto de las bibliotecas públicas bogotanas

 

Pero también me cuestiono sobre el derecho del autor, con esto no hago referencia a la defensa legal y sangrienta de los derechos de autor, sino al fenómeno de los “nacidos digitales” quienes toman, transforman y retornan a la red, contenidos “re”mezclados, sin el más mínimo cuidado, en los colegios no se habla del tema, no ha sido incluido en los programas académicos de la educación básica colombiana. Me pregunto entonces, ¿estos niños, niñas, adolescentes, adultos jóvenes, están en la ilegalidad, son piratas, delincuentes o como queramos llamarlo?. En Colombia sí y creo que al igual en el resto del mundo, el único país en el que encontré una legislación que ha introducido en sus leyes una excepción a los contenidos generados por usuarios, sin fines de lucro es Canadá.

wikimedia.org/wikipedia/commons/6/63/OER_Logo.svg
wikimedia.org/wikipedia/commons/6/63/OER_Logo.svg

Finalmente, luego de ver videos, audios, herramientas de código abierto, imágenes, entre otros muchos formatos, tengo un raro sabor de boca, en algunos casos las “re”mezclas son hechas para ganar dinero pero en muchos otros, solo por el amor a la creación y el aprendizaje, son una nueva herramienta de inteligencia colectiva, que parte de los mismos preceptos pedagógicos de siempre: copiar e imitar comportamientos, fórmulas, técnicas recetas,  por tanto ¿cómo exigir originalidad a los nacidos digitales si se limitan sus formas de aprendizaje? Es necesario dirigir esfuerzos pedagógicos orientados a acompañar estos nuevos usuarios/productores y crear lineamientos y protocolos claros y simples que permitan seguir produciendo nuevos contenidos digitales ya sean originales o a partir de la copia  y de la  imitación de referentes.

@paovlondon

upload.wikimedia.org/wikipedia/commons/7/74/THE_BATTLE_OF_COPYRIGHT.jpg
upload.wikimedia.org/wikipedia/commons/7/74/THE_BATTLE_OF_COPYRIGHT.jpg

Código fuente: La Remezcla
Código fuente: La Remezcla
Remix: Cultura de la remezcla
Remix: Cultura de la remezcla

Comentarios

comentarios